La Paz, Bolivia

Miércoles 26 de Julio | 10:37 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias

David Ramírez: La montaña es mi abismo y mi sanación

David es un montañista colombiano discapacitado. Cayó de una cima, lo que le impidió caminar, pero 5 meses después volvió a escalar. Hoy comienza a subir el Illimani, el Goliat de la Cordillera Real.

David Ramírez: La montaña  es  mi abismo y  mi sanación

El escalador colombiano hizo cumbre en el Huayna Potosí.

David Ramírez: La montaña  es  mi abismo y  mi sanación

En el campo base del nevado, preparándose para hacer cumbre.

David Ramírez: La montaña  es  mi abismo y  mi sanación

David escala el Huayna Potosí.

David Ramírez: La montaña  es  mi abismo y  mi sanación

El equipo del montañista que perdió el 60% de la movilidad de sus piernas.

David Ramírez: La montaña  es  mi abismo y  mi sanación

El equipo que porta el colombiano llega a pesar hasta 15 kilos

Ivone Juárez /  La Paz 
 
A estas horas el escalador  colombiano David Ramírez está camino al campo base del  Illimani, el Goliat de la Cordillera Real. Tiene un reto: el martes, "con mucho respeto”, hacer cumbre en el guardián con poncho de hielo    de La Paz. No  conoce la montaña, sólo dice que leyó mucho sobre  ella y  sabe que es "más técnica” que otras, y que le representará un gran  riesgo conquistar  su cima. Desde que llegó se siente atraído por el nevado, como un imán, expresa.
 
Partirá del campo base del nevado, que está en Puente Roto (a unas tres horas de La Paz por carretera). Su primera parada será el Nido de cóndores. Le tomará unas cinco horas llegar al lugar, tiene que escalar rocas verticales a  20 grados bajo cero, aproximadamente.  Está alertado sobre el peligro y trabajo que enfrentará cuando  se encuentre ante Las escalaras al cielo, una pared rocosa de 200 metros de altura. 
 
Llegará a Las escaleras al cielo mañana en la madrugada y para la noche pretende  emprender hacia la cima del nevado símbolo de La Paz, donde, en la madrugada,   hará el intento de  hacer cumbre.   "Es mejor caminar en la noche porque la nieve es más dura y el ambiente frío reduce el peligro de avalancha”, dice el escalador colombiano.
 
 Pero David Ramírez no es un montañista más, es un hombre de 32 años con discapacidad en las extremidades inferiores. Sus dos piernas están prácticamente paralizadas, se moviliza gracias a la fuerza de sus muslos y con la ayuda de un bastón.   La montaña lo dejó así en 2012, cuando cayó de 20 metros, mientras escalaba en  Dinamarca, Colombia. Los médicos le dijeron que estaba condenado a  no caminar más, pero cinco meses después, pese a todo pronóstico, volvió a la montaña.
 
  "La energía de la  montaña hizo que volviera a ella. En la montaña encontré la medicina para seguir adelante”, expresa el andinista.
 
Y la cima que lo sanó fue la Nariz de judío, un cerro que está en el páramo de Santubán de Colombia. "Fueron 4.000 metros y para mí fue muy duro comenzar a caminar, pero llegué a la cumbre”, rememora.
 
David  oyó el llamado de la montaña desde siempre  y la siguió  a pesar de todo. Incluso dejó  su carrera universitaria para llegar hasta ella.
 
 Cuando tenía 17 años, en 1999, en el pueblo donde nació, Málaga Santander, rodeado de una cordillera, conoció por vez primera la sensación de escalar y conquistar la cima, y desde entonces  nunca más quiso  pensar en renunciar a esa experiencia, ni siquiera cuando la misma montaña le quitó la capacidad de caminar.
 
"Escalaré siempre, hasta morir”, expresa convencido el joven de ojos claros y aspecto frágil. 
 
Con ese objetivo, desde su país,  reorientó su proyecto de vida y ahora  enseña y demuestra a las personas  discapacitadas que las limitaciones físicas no son impedimento para alcanzar los sueños, incluso si implican algo tan peligroso y desafiante como escalar montañas tan imponentes como el Illimani. Su causa llegó hasta La Paz, con la fundación Breathing new life (#BreathingNewLife) y la Alcaldía de La Paz.
 
Y antes de encarar su aventura  en  el Illimani,  David ya  conquistó las cimas de los nevados  Huayna Potosí y   Parinacota. Intentó   hacer cumbre en el Sajama, pero la montaña se lo impidió con sus condiciones climáticas extremas, que se resumen en los 30 grados bajo cero que la envuelven, y la composición de su terreno: residuos de sus cenizas volcánicas (el Sajama  es un volcán dormido) y su glaciar casi impenetrable. 
 
"Yo nunca había caminado sobre cenizas de volcán y el resto era glaciar. Cada vez que das un paso (el Sajama) te devuelve dos atrás. Era la vida o la muerte”, cuenta. Pero no se da por vencido y dice que regresará para sentir la energía de sanación de esa montaña. 
 
 La Paz apuesta  por el turismo accesible
 
El montañista colombiano David Ramírez  llegó en esta oportunidad a la ciudad de La Paz invitado por la Alcaldía paceña para fortalecer la política de municipio inclusivo que tiene el gobierno local.
 
En ese marco,  el año pasado la comuna promulgó la Ley Municipal para Personas con Discapacidad. Uno de los artículos de la norma plantea el turismo accesible, que implica que la ciudad "se acomode y se acondicione para recibir a personas con discapacidad”.
 
  El alcalde Luis Revilla señala que la Agencia Municipal para el Desarrollo Turístico presentará en los siguientes días un plan de recorridos turísticos para personas con discapacidad que tiene, por ejemplo, las  rutas sensoriales para personas no videntes.
 
"Estamos trabajando para hacer de La Paz un destino turístico del mundo, impulsando uno de los valores de la ciudad que es la montaña y con una ciudad con turismo para todos, para las personas con discapacidad y sin discapacidad y para los que son turistas y los que no lo son”, afirma la autoridad municipal.
 
Revilla comparte la fe que el escalador colombiano tiene en la fuerza de las montañas. "Estoy seguro  que conectarse con la montaña y reencontrarse con ella le hará potenciar a David  su fuerza interna. Este domingo David y su equipo estarán ascendiendo el Illimani y seguro que desde allí transmitirá toda su fuerza y su energía a nuestra ciudad”, expresa el Alcalde.
 
El burgomaestre adelanta que en los próximos días la comuna paceña entregará un reconocimiento especial a David Ramírez, quien pese a los pronósticos médicos logró volver a caminar para seguir subiendo a la montaña.
20
0

También te puede interesar: