La Paz, Bolivia

Miércoles 24 de Mayo | 23:11 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias
Agustín Echalar Ascarrunz
La curva recta

El ministro criticado

El ministro criticado
La  semana  pasada  hemos podido leer dos cartas abiertas al ministro Remy Ferreira. Una más y el fenómeno podría ser calificado como bullying. Pero el Ministro no es un ser indefenso que está siendo acorralado, sino un personaje que ha despertado irritación e indignación, no sólo entre quienes no sienten simpatía por el proceso de cambio, sino entre algunos de los entusiastas de éste.
 
Lo irónico es que a estas alturas el Ministro de Defensa debe estar gozando de una inusitada popularidad, tanto en el Palacio de Gobierno, como  en la casa de San Jorge. No debemos olvidar que Evo ha dicho, claramente y en reiteradas ocasiones, que mientras más criticados sean sus ministros, más apoyo recibirán ellos de él, porque eso quiere decir que están haciendo bien su trabajo.
 
Uno podría reírse de las ocurrencias de Evo, pero, en realidad, lo que esas aseveraciones denotan no es una inofensiva socarronería, sino una incapacidad de poder acepar la menor crítica y, por ende, un sentido autoritario aplastante.
 
No quiero aquí repetir los argumentos de las espléndidas columnas de Raúl Peñaranda y de Rafael Puente, porque éstas, de seguro, han sido leídas por quien tiene este texto en sus manos, pero cabe recalcar que ambos columnistas, desde una postura diferente y en referencia a distintos asuntos, han coincidido en su crítica. Pareciera que se hubieran puesto de acuerdo y algún afiebrado de la esquina Mercado y Ayacucho ya debe estar diciendo que Puente fue coptado por el llamado "cártel de la mentira”. 
 
El caso de Ferreira es patético, principalmente porque él daba la impresión de ser una persona muy seria, con un capital social importante. La pregunta que muchos se hacen ya desde hace varios meses -pero con mayor sentido desde que éste publicó su libro sobre el affair entre el Presidente y la Zapata-  es qué sucedió al interior de una persona que tenía credenciales académicas y ciudadanas de alto nivel para convertirse, primero, en un defensor de lo indefendible y, segundo, en un atacante irracional. Vale también subrayar que ambos casos no tocaban sus funciones: un ministro de Defensa poco tiene que ver con los amoríos de la corte y menos necesita atacar a la representante de Derechos Humanos.
 
Es justo preguntarse qué lleva a una persona como Ferreira, con formación y con prestancia social (un rector de la universidad de la ciudad más grande de un país, no es alguien del montón), a ese estado de total obsecuencia,  que, dicho sea de paso, tampoco ayuda al presidente Evo y, definitivamente, no construye un buen gobierno. ¿Hay algún tipo de chantaje? ¿Hay algún beneficio extraordinario? ¿O una conversión ideológica que ya impide un razonamiento mesurado? 
 
De cualquier manera, el problema es que personalidades como la de Ferreira son parte importante del andamiaje de un sistema de poder autoritario e irracional que, además, tarde o temprano, se corrompe. Eso es lo trágico. No estamos hablando de una persona sin carácter o sin formación, estamos hablando de un sistema que hace que las personas de buena índole dejen de serlo. 
 
La semana pasada, el Ministro de la Presidencia ha demostrado también que el núcleo más duro del régimen no acepta la menor crítica y que desde su posición él siente que puede hacer las cosas exclusivamente de acuerdo a su voluntad. Lo ha dicho con una prepotencia digna de un combinado entre Arce Gómez y Donald Trump. 
 
Lo buena noticia es que este tipo de comportamientos, este tipo de estructuras terminan deslegitimando y debilitando a un gobierno, porque lo van calcificando, a veces, a una velocidad enorme. Obviamente, no estamos presenciando la caída de Evo Morales, ni mucho menos, pero sí el punto de inflexión: este es un Gobierno decadente. El llunkerío y la prepotencia son una combinación fatal. Eso ya lo supieron otros que estuvieron antes en el poder.  
 
Agustín Echalar Ascarrunz es operador de turismo.
209
9

También te puede interesar: