La Paz, Bolivia

Sábado 29 de Abril | 13:31 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias
Editorial

Asentamientos ilegales

Asentamientos ilegales
De manera sorpresiva, el Consejo de Seguridad de la ONU aprobó una histórica resolución que condena los nuevos asentamientos construidos por Israel en territorio usurpado a los palestinos.
 
Ello se logró gracias a que EEUU, que suele vetar este tipo de resoluciones, en este caso se abstuvo, por lo que la resolución fue aprobada por los otros cuatro miembros del Consejo de Seguridad permanentes y los 10 no permanentes.

En esta situación, la decisión de EEUU fue crucial para haber aprobado el texto, que es durísimo contra las acciones israelíes, que buscan hacer fracasar la idea de que los palestinos puedan tener un Estado.

Oficialmente, el Gobierno israelí asevera que está de acuerdo con la solución de los Dos Estados, Palestina e Israel, pero ello no se confirma en los hechos. El impulso a los asentamientos lo demuestra. La política de colonizar terrenos palestinos fue una estrategia de gobiernos laboristas (moderados) anteriores con la idea de "devolverlos” después en eventuales negociaciones, en una idea que buscaba conseguir "territorios a cambio de paz”. Los gobiernos de derecha de Israel, especialmente el actual, que conduce Benjamín Netanyahu, un político extremista, cambiaron esa idea por otra más cruel: simplemente erradicar la idea de que Palestina pueda tener un Estado y constreñir a esa población a la denominada Franja del Gaza, a Ramallah, la ciudad principal, y un puñado de localidades sin conexión entre sí. Israel, de facto, desea eliminar la idea de los dos Estados y, en realidad, algunas facciones radicales del gobierno de Netanyahu y de las FFAA desearían incluso lograr el exterminio del pueblo palestino.

A principios del siglo XX, y especialmente después de la Segunda Guerra Mundial, miles de judíos empezaron a retornar a lo que es hoy Israel, lo que tensionó las relaciones entre los dos pueblos. La situación se volvió explosiva cuando Gran Bretaña y otras naciones reconocieron al nuevo Estado israelí en 1948 puesto que ello no implicaba la existencia paralela de Palestina. En los años posteriores se creó la idea de los Dos Estados, apoyada mayoritariamente por los ciudadanos israelíes, pero frenada por los sucesivos gobiernos de derecha, especialmente el actual. 

Con todo, Israel debe entender que la creación de un Estado palestino le da garantías de estabilidad y paz, no lo contrario.

Lamentablemente esta presión internacional muy probablemente cambiará una vez que Donald Trump llegue al poder, dentro de algunos días, ya que su posición es totalmente desequilibrada respecto al tema y sólo ve los intereses israelíes. Son malas noticias para la paz internacional.

 


38
2

También te puede interesar: