La Paz, Bolivia

Martes 17 de Octubre | 14:49 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias

Cabeza con cabeza

Cabeza con cabeza
Es destacable la preocupación que ha expresado el Gobierno por la vulnerabilidad de nuestras fronteras, pero, se percibe cierto grado de exageración porque ya ha creado cuatro instituciones dedicadas, más o menos, a las mismas funciones.
 
Por un lado, está la Aduana, que tiene a su servicio una fuerza de policías y militares llamada COA. Esta instancia está encabezada por Marlene Ardaya y depende del Ministerio de Economía.
 
Por otro lado, el exministro de la presidencia, Juan Ramón Quintana, puso en marcha una entidad llamada Ademaf. Luego, el ministro de Defensa, Reymi Ferreira, desplegó a la fuerza de élite F-10 a la frontera con Chile y habló de la necesidad de crear un comando estratégico operacional.
 
Y, finalmente, el ministro de Gobierno, Carlos Romero, anunció la creación de la dirección general de fronteras a cargo de la Policía.
 
Pareciera una competencia entre los ministros, los que quieren controlar las fronteras a través de sus respectivas unidades. Lo bueno sería que exista una única fuerza, bien pertrechada y dotada, para hacer un verdadero trabajo de control fronterizo.

9
77

También te puede interesar: