La Paz, Bolivia

Martes 21 de Febrero | 03:28 hs

Recuerde explorar nuestro archivo de noticias
Desde la acera de enfrente

Repudio a “mami Gloria”

Repudio a “mami Gloria”
La cosificación de las mujeres no se subvenciona con fondos públicos, nuestro orden de prioridades sociales es otro, con esos dos argumentos básicos, sin necesidad de movilización social, únicamente con el repudio generalizado, expresado en las redes sociales por hombres y mujeres de Santa Cruz de todas las edades y sectores sociales, se logró el retroceso del Concejo Municipal de Santa Cruz que había aprobado una subvención de 150 mil bolivianos para la organización del Miss Bolivia. 

La noticia que no fue reflejada, sino como un hecho casi sin importancia en una alguna esquina periférica de los medios, marca un repudio, a mi entender, muy importante. Desmiente la idea de que "los concursos de belleza” fueran una necesidad popular, que fueran aquello que Santa Cruz ama. Marca el desmentido de que Gloria Limpias gozara del apoyo, amor y admiración generalizados. Todo lo contrario, la gente por fin lo tiene claro o lo tuvo claro hace mucho tiempo y son los medios de comunicación machistas, y los gobiernos machistas los que forzaron esa idea. 

Seguramente, esos 150 mil  bolivianos no representan en las gordas arcas de la casa Limpias nada, pero sí representan el hecho de que no se puede legitimar con instituciones públicas, al menos en Santa Cruz y nada menos que bajo el gobierno de uno de los hombres más machistas y acosadores del país, como es Percy Fernández.  

Estoy segura de que si se publicitara la subvención que Gloria Limpias obtiene del Ministerio de Culturas, del Ministerio de la Presidencia, del Gobierno Autónomo Municipal de La Paz, de ENTEL, de BOA o de la Vicepresidencia para una serie de actos públicos, con los que grotescamente se adorna al Estado con las mises, el repudio social sería el mismo. 

Para nosotras es una noticia que nos permite, para este año nuevo, recoger uno de los frutos de lo sembrado. Recuerdo cómo el año 2009, para el bicentenario de La Paz, saltamos sobre la pasarela de las mises para expresar nuestro repudio, con ese mismo argumento: los concursos de belleza, que son cosificación de las mujeres, no pueden ser subvencionados, auspiciados, ni impulsados con fondos públicos.

Me golpearon, me sacaron a rastras y los medios se ocuparon de descalificarme, como siempre. En aquel momento las redes sociales no jugaban el papel que juegan hoy y la visión de los medios se impuso como visión oficial. ¡Qué locas, una vez más éstas actúan contra el sentido común social! ¡Qué intolerantes! ¡Actúan por resentimiento y envidia! Lo escribo mientras se me dibuja una sonrisa en la boca. Las noticias no lo dicen, pero lo decimos nosotras: las mujeres estamos protagonizando un proceso de rebelión subterráneo que no se lo quiere ver. 

Lo que hace nueve años podía presentarse como una visión feminista aislada, hoy en Santa Cruz es un sentido común que ha hecho retroceder y pedir disculpas al Concejo Municipal de la ciudad, donde la industria de la cosificación de las mujeres es más extendida y desde donde se irradia hacia todo el país.

Se trata de un momento oportuno para recordar a la población que los contratos que firma Gloria Limpias y todas sus subsidiarias con las mises son contratos de explotación. Son unilaterales, comprenden sólo obligaciones y no derechos. Como modelo de Gloria Limpias no vendes sólo tus horas de trabajo, sino que empeñas la totalidad de tu vida; el contrato, por lo tanto, incluye, violando la  Ley General del Trabajo y la Constitución Política del Estado, compromisos personales, como la prohibición de engordar, embarazarte y otros. 

El régimen de vigilancia bajo el que te sometes es tiránico y si llegas a romper con "mami Gloria” te arruinas la vida. Te desprestigia ante los medios, te cierra todas las puertas de posibles contratos de publicidad con otras empresas. Se trata, entonces, de una agencia de compra y venta temporal de mujeres, sin entrar aún en el otro y verdadero negocio -el proxenetismo-, a través del control de la prostitución de lujo y coordinación con jerarcas de empresas estatales y privadas para la disponibilidad de "damas de compañía” en sus actos y otras necesidades. 
Al imperio Gloria Limpias se le está cayendo la careta. La lucha más importante es la que nunca se abandona. 

Salud y que tengan un lindo 2017.
 
María Galindo es miembro de Mujeres Creando.
353
19

También te puede interesar: